Que cosas necesito para la travesía Estels del Sud ??

Esta es la pregunta que todo montañero se hace cuando se prepara para su primera travesía. De entrada parece imposible meter en una mochila todo lo que nos hará falta para estar fuera de casa una semana y que todo esto lo podamos cargar a la espalda.

Pero veremos que esto es posible, con una mochila de menos de 50 litros y que no supere los 10 kg. La clave está en llevar solamente lo imprescindible. Esto que parece tan obvio, no resulta tan evidente para alguien que afronta su primera travesía. Tendemos a considerar como fundamental objetos y prendas que son totalmente prescindibles. Así, hacemos y deshacemos la mochila varias veces metiendo y sacando cosas hasta conseguir algo parecido (pero sólo parecido) a una mochila optimizada para un trekking. Este proceso se desarrolla a lo largo de tres curiosas fases.

La primera fase es la de “ante la duda me llevo todo”. Es la tendencia de empeñarnos en meter en la mochila casi todo lo que echaríamos en una maleta dura cuando vamos a pernoctar en un hotel. Esto en una travesía es imposible. Entonces eliminamos algunas cosillas que nos damos cuenta que son del todo innecesarios (algún libro para leer en los refugios, camisetas y pantalones cortos de calle para cambiarnos al acabar la ruta, etc.).

Una vez reducido el equipaje de algunos elementos evidentemente innecesarios, pasamos a la segunda fase: la del “por si acaso”. Ahora vamos a meter en la mochila algunas cosas totalmente innecesarias para posibles imprevistos que se podrían solventar por otros medios (ropa de invierno “por si acaso” hace frío, pantalones o forros de repuesto “por si acaso se me rompe uno o se me mancha y no puedo lavarlo”, comida de sobra “por si acaso” paso hambre), y así hasta un largo etcétera. Al final, tenemos una mochila con las costuras a reventar de 15 ó 20 kilos de peso. Pero tambien nos damos cuenta de que no podemos cargar con ese peso durante una semana por la montaña.

Tras esto, llega la tercera fase: la desesperación. Tenemos la mochila hecha con todo “lo necesario”. No podemos dejar nada porque todo lo que llevamos “es imprescindible”, pero es demasiado voluminosa y pesada. Ahora si que tendremos que tomar decisiones “drásticas”.

Teniendo en cuenta que no debemos cargar más del 15% de nuestro peso corporal. Esto, a efectos prácticos se traduce en una mochila de unos 50 litros de capacidad con unos 10 kilos de peso máximo.

Para que sirva de orientación y evitar caer en esos errores, presentamos una lista del equipo imprescindible a llevar en la mochila para realizar Estels del Sud. Cualquier elemento que no esté en esta lista es prescindible.

  • Botas de treking.
  • Bastones.
  • Chaqueta fina impermeable/cortaviento.
  • Pantalones de treking
  • Mallas finas, se pueden usar para dormir o combinar con los pantalones si tenemos frio.
  • Dos camisetas de tejido sintético (quita y pon, tocará lavar).
  • Un forro polar.
  • Dos pares de calcetines (quita y pon, tocará lavar) .
  • Dos mudas de ropa interior (quita y pon, tocará lavar) .
  • Un par de guantes.
  • Un buff.
  • Equipo de protección solar (gorra, crema, gafas).
  • Un pequeño neceser para higiene personal. Únicamente ha de contener:
    • Un bote pequeño de gel.
    • Pasta y cepillo dental.
    • Peine (para quien le haga falta).
    • Kleenex y papel higiénico.
  • Pequeño botiquín, que deberá ser colectivo y deberá llevar:
    • Algún antiinflamatorio y los medicamentos de uso personal.
    • Pastillas contra la diarrea.
    • Repelente de insectos y pomada para las picadas.
    • Vendas, esparadrapo, apósitos, tijeras, pinzas.
    • Desinfectante.
  • Linterna frontal con pilas nuevas.
  • Manta térmica.
  • Funda de lluvia de mochila.
  • Navaja.
  • Encendedor, cinta americana, bridas, trozo de cordinillo fino (equipo de McGiver colectivo).
  • Mapa y brújula y/o GPS.
  • Bolsas de basura.
  • Jabón para lavar ropa pequeño.
  • Teléfono móvil y cargador.
  • Alguna cosa para picar (barritas, frutos secos,…)
  • Agua

Esta lista es muy personal y está hecha desde la experiencia, claro que cada cual puede hacer su lista en base a su propia experiencia. Y en función de la época del año o de las previsiones de la meteo, nos hará falta alguna cosa más especifica para afrontar el frio del invierno, o un posible temporal de lluvias.

Hoy en día los tejidos y los materiales nos ofrecen una ligereza y unas prestaciones que hace unos años eran impensables, aprovechemoslas. No carguemos más de la cuenta, nuestra espalda y nuestras rodillas nos lo agradecerán. La diferencia entre llevar una mochila muy pesada o una ligera será la diferencia entre disfrutar de la travesía o sufrirla.

También vale la pena recordar que no estamos en zonas remotas. Que cada noche llegaremos a un alojamiento donde os podrán ayudar en el caso que tengáis alguna incidencia y donde podréis lavar roba, ducharos y reponer fuerzas para la etapa siguiente.

Que disfrutéis de la travesía.  Que disfrutéis en els Ports

El equipo de Estels del Sud

istanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escort
istanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escort
istanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escort
istanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escort
pornopornopornopornopornopornopornopornoporno